SOHN – Artifice

Esta canción tiene la profundidad y emocionalidad que hacen que la escuches una, y otra, y otra y otra vez hasta que ya no la puedas escuchar más. Y de este tipo de canciones que te cansan hasta el hartazgo (de lo tan buenas que son) se conforman las buenas memorias sonoras. Son los temas que años después los escuchas y te hacen acordar de cosas súper concretas, momentos vividos que se entrelazan con el sonido.

Es por ahí que nos lleva el  inglés Christopher Taylor (SOHN) desde Austria:

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *